La Vida de Kira y Cosas de Gatos

18 de enero de 2015

Tu gato se ha envenenado?, actua rápido

   

Si tienes la sospecha de que tu gato está envenenado, es importante que tengas claros algunos primeros auxilios básicos que le ayudarán a sentirse mejor y a recuperarse en menos tiempo. Debes tener en cuenta que el veneno en los gatos puede aparecer tanto porque laman alguna zona del hogar que haya sido rociada con productos como lejía, insecticidas, amoníaco, etcétera. También existen algunas plantas tóxicas para los gatos así como alimentos que pueden contaminarle.

En caso de intoxicación, es importante que lleves a tu mascota a un lugar ventilado para que le dé aire y se le pase la sensación de adormecimiento que produce el veneno. Cuando un gato se encuentra mal, tiene la tendencia de esconderse y cobijarse en algún lugar de la casa, debes buscarle y llevarle a un lugar ventilado.
Es imprescindible que si crees que tu gato está envenenado, llames de inmediato a un veterinario para que te indique cómo proceder. Ante todo, debes evitar proporcionarle algún medicamento a no ser que el especialista te lo recete; debes tener en cuenta que, dependiendo de con qué se haya intoxicado, la manera de proceder será de una forma u otra.
Los síntomas de envenenamiento en gatos:
  • Dificultades respiratorias
  • Vómitos o diarrea constantes
  • Tos y estornudos
  • Una actitud decaída, deprimida
  • Tiene exceso de saliva
  • Tiembla, tiene convulsiones o espasmos en los músculos
  • Tiene la pupilas dilatadas
  • Dificultad para caminar
Uno de los temas más peliagudos con el envenenamiento de los gatos se refiere a si es o no factible hacerle vomitar. Por regla general, es aconsejable hacerle vomitar para que, así, logre expulsar el producto que le ha hecho daño; sin embargo, si no tienes claro con qué se ha intoxicado y es posible que el motivo haya sido un producto químico, llévalo de inmediato al veterinario porque inducirle al vómito puede dañarle aún más.
Pero si tu gato se ha envenenado con alguna comida o planta, puedes hacerle vomitar para lograr que expulse la sustancia tóxica. Para hacer que un gato vomite deberás coger un poco de sal y mezclarla en un vaso de agua; haz que tu animal se la beba y conseguirás que vomite; es importante que repitas la toma unas 2 o 3 veces para asegurarte que expulsa todo lo que le ha dañado.
El siguiente punto que deberemos hacer para tratar a un gato envenenado es intentar evitar que el veneno sea absorbido por el cuerpo; para ello, necesitaremos pastillas de carbón vegetal (las puedes comprar en una farmacia) y proporcionarle a tu gato la dosis que necesita: debes calcular que la toma indicada es de 1 gramo de polvo por cada medio kilo del peso de tu mascota. Disuelve el polvo en poca agua y dáselo de manera oral a tu gato, puedes ayudarte con una jeringuilla si ves que le cuesta tragárselo.
Después de todo este proceso, es importante que le des abundante agua a tu gato envenenado ya que las toxinas pueden dañar el hígado o los riñones. Si ves que de manera espontánea el animal no se acerca al agua, ayúdate también con una jeringuilla.
Cuando tu gato ya esté mejor tendrás que eliminar cualquier rastro del veneno que haya podido quedar en él, por ejemplo, puede ser que se haya intoxicado con una planta y que el pelaje de su cuerpo se haya quedado impregnado de la sustancia, por eso, es importante que limpies el cuerpo de tu animal para conseguir acabar con el veneno. En caso extremo, puedes cortarle el pelo y asegurarte que no volverá a enfermar.

Todo lo que necesitas para tu mascota


Os dejo un vídeo con las ultimas trevesuras de Kira, y otros muy divertidos.



   

Todo lo que necesitas para tu mascota